Welcome to our website !

Amor Vintage

By miércoles, mayo 11, 2016 ,

 Cuando la compré era beige con detalles en rojo.

Eso duró solo unas horas...
solo el tiempo necesario de llegar a casa
y regalarle el placer de la pintura blanca.




Cuando llegamos a Argentina,
recibió toques dorados muy gastados
 ahí donde el rojo había estado anteriormente
y por unos tres o cuatro años guardó ropa en el dormitorio...





Unos meses más tarde necesitaba un mueble con transferencias
para decorar el stand que usé para promocionar mi libro.


Ella era ideal...





...y así quedó.





Ayer le tocó de nuevo.

Makeover time para la cómoda
que ahora vive en el área del comedor
y donde guardo velas, cubiertos y algunos manteles...















Esta vez el blanco recibió un poquititiiiiiiito de azul
y otro poquitiiiiitiiiito de negro,
tanto como para matar el blanco nieve
sin dejar de ser blanco...






Uno de los mil millones de blancos posibles!
(si, hay tantos blancos como puedas imaginar)






Cambió de aspecto,
de función.
Se adaptó a las necesidades de la casa y de la familia.

Y la sigo amando más que nunca.









Cuando te enamorás de los muebles vintage,
es para siempre....
no es cierto?





"Dios pinta con todos los colores,
pero pinta mejor cuando pinta con blanco"
~G. K. Chesterton~



You Might Also Like

20 comentarios

  1. Totalmente de acuerdo: hay muebles que te conquistan para siempre.
    No conocia esa frase de Chesterton...preciosa.
    Besos 😘

    ResponderEliminar
  2. Cuando un mueble es bonito, le queda todo bien Marcela, jaja!! La verdad es que de todas las formas me gusta y esta última también ;)
    Bsts y feliz día

    ResponderEliminar
  3. ES PRECIOSA DE LAS DOS MANERAS.
    Y EN ESTE BLANCO ASI...ME ENCANTA.
    LAS SOPERAS SON PRECIOSAS!!!
    EL CONJUNTO ME ENCANTA!!!
    SALUDITOS.

    ResponderEliminar
  4. ¡Cuantas vidas para un mismo mueble!¡que suerte que ha caído en tus manos!, podrá seguir muchos años cambiando de aspecto, rejuveneciendo y buscándole otros valores.

    ResponderEliminar
  5. Me encantó!!! También tengo muebles que amo, que cómodos resultan, son como esos pulóveres viejitos estirados de tanto uso pero calentitos! ��

    ResponderEliminar
  6. Y qué verdad es. Algunos muebles me gustan oscuros, pero tengo que reconocer que siempre lucen mucho más blancos.
    Esa cómoda agradecida siempre resplandece y acepta encantada sus cambios de imagen. Es preciosa.
    Un beso fuerte.

    ResponderEliminar
  7. ¡Qué bonita historia tenéis en común la cómoda y tu, Marcela! Y que dure mucho, mucho más (y nosotros la veamos...).

    Un beso grande de las dos

    J&Y

    ResponderEliminar
  8. Hermoso mueble en todas sus versiones!!! Esos que uno quiere conservar para toda la vida. Besos !!!

    ResponderEliminar
  9. Un mueble y un makeover precioso Marcela, aunque en las fotos no aprecio los tonos azul y negro que mencionas.

    Saludos. Natalia

    ResponderEliminar
  10. La verdad es que está bonita de cualquier forma. Seguro que no es la última vez que la retocas.
    Un beso

    ResponderEliminar
  11. Bonito, bonito! Tanto al principio como al final. Nunca se me habría ocurrido echar negro al blanco para "matarlo" (tengo muuuuucho que aprender)
    Besos!! Helena

    ResponderEliminar
  12. Tan linda y versátil Un beso, Estela T.

    ResponderEliminar
  13. Cierto, Marcela, hay piezas que forman parte de nosotros y se adaptan con nosotros a los cambios de nuestra vida: tu maravillosa cómoda es la muestra ^-^

    ResponderEliminar
  14. Bella en todas sus vidas pasadas, y ahora reencarnó mejor que nunca!!!
    Besos Marce!!!

    ResponderEliminar
  15. Es tan linda que hasta hasta en rojo quedaría hermoso.

    ResponderEliminar
  16. Cierto es que hay cosas para siempre , y cierto es tambien que esta preciosa de cualquiera de las maneras... Enhorbuena por los cambios, por no tener pereza en cambiarla y brindo por los que vendran!!!

    ResponderEliminar
  17. Qué versátil es esa cómoda, y en uno de los mil blancos queda perfecta!!! Los muebles vintage sí que inspiran a tenerles un amor fiel, los puedes ir actualizando y nunca pierden su esencia, no como los más contemporáneos, que por su falta de personalidad, al cabo de poco ya no sientes ningún amor por ellos :)

    ResponderEliminar
  18. Una cómoda preciosa, de líneas sencillas, en blanco queda perfecta y encaja en cualquier sitio. Creo que con esas soperas encima gana encanto. Un abrazo.

    ResponderEliminar

Soy toda oidos...